18 de Enero de 2017

S&P500
2267.89
-6.75
-0.30%
NASDAQ
5538.73
-35.39
-0.63%
NYSE
11196.29
-30.88
-0.28%
GOOG
804.61
-3.27
-0.40%
YHOO
41.99
-0.28
-0.66%
AAPL
120
+0.96
+0.81%
AMZN
809.72
-7.42
-0.91%
FB
127.87
-0.47
-0.37%
BPOP
43.06
-1.34
-3.02%
EVTC
17.55
-0.35
-1.96%
OFG
12.85
-0.25
-1.91%
FBP
6.46
-0.28
-4.15%
GTS
20.4
-0.69
-3.27%
S&P500
2267.89
-6.75
-0.30%
NASDAQ
5538.73
-35.39
-0.63%
NYSE
11196.29
-30.88
-0.28%
GOOG
804.61
-3.27
-0.40%
YHOO
41.99
-0.28
-0.66%
AAPL
120
+0.96
+0.81%
AMZN
809.72
-7.42
-0.91%
FB
127.87
-0.47
-0.37%
BPOP
43.06
-1.34
-3.02%
EVTC
17.55
-0.35
-1.96%
OFG
12.85
-0.25
-1.91%
FBP
6.46
-0.28
-4.15%
GTS
20.4
-0.69
-3.27%

[EDITORIAL] Gobernando en la “Era de permiso”

Por el 4 de noviembre de 2016

A medida que avanzamos hacia la recta final de las elecciones generales, hay una diferencia palpable en las campañas que se remonta a la evidente realidad de que el gobierno de Puerto Rico está prácticamente suspendido por la Ley para la Supervisión, Gerencia y Estabilidad Económica de Puerto Rico (Promesa, por sus siglas en inglés).

editorial-philipe-schoene

Subconscientemente, los candidatos que compiten por los votos están enfrentándose a esa realidad, algunos están en negación y otros podrían recurrir al instinto de lucha o huida. Si hubiera algo de verdad en el lenguaje del Congreso, el nombre de la ley que habilita a la junta de control fiscal habría sido Permiso (en vez de Promesa). ¿Su uso? ¿Me dan permiso para presentar este acuerdo con los acreedores sénior de Cofina? ¿Me dan permiso para salir al mercado?

Y por ello, esta elección general se siente como un engaño. Nosotros, el pueblo, elegiremos representantes que pretenderán gobernar sobre los asuntos de Puerto Rico, si nos dan permiso.

La edición especial preelectoral de Caribbean Business fue planeada como una guía para las próximas elecciones. En la versión impresa encontrarás un Mano a mano entre los dos candidatos principales: el candidato a gobernador del Partido Nuevo Partido Progresista (PNP), el Dr. Ricardo Rosselló, y el candidato a gobernador del Partido Popular Democrático (PPD), el Dr. David Bernier. Los dos candidatos debían haber respondido a preguntas idénticas con seguimientos que ofrecieran respuestas que iluminen. Por desgracia, Rosselló no pudo participar en la entrevista. Por ello, este periódico preparó un ensayo sobre el candidato, junto con las respuestas que ofreció durante una entrevista que se llevó a cabo después del evento Juntecónomico organizado por Caribbean Business, Caribbean Business en Español y la estación de televisión ABC5.

Fue sorprendente ver a Rosselló entrar en hibernación en este momento crítico de la campaña; aparentemente, las cosas son más complejas que lo que este periódico pueda saber.

Antes de las fechas en que debíamos haber llevado a cabo nuestras entrevistas, el padre de Rosselló —el exgobernador por dos términos Pedro Rosselló— se expresó para el récord diciendo que siente que su hijo está bien equipado para gobernar Puerto Rico, pero cuestionó algunas de las personas que lo rodeaban. El electorado de Puerto Rico podría muy bien imaginarse al candidato suspirando en voz alta: “gracias papá”, aunque Rosselló padre no puede evitarlo ya que tiene una inclinación patológica a decir la verdad en momentos importantes.

Al momento de redactar este escrito, los dos principales candidatos que compiten por cuidar o hacerle house-sitting a La Fortaleza, tienen puntos de vista diametralmente opuestos sobre cómo manejar una junta controlada tras bastidores por personas que le responden al exgobernador Luis Fortuño.

Un candidato, el estadolibrista Bernier, cree que Puerto Rico debe manejar las medidas de austeridad con precaución mientras que él busca tenazmente que los incentivos pro-crecimiento como la Sección 245A sean promulgados en el Congreso estadounidense. Ese incentivo, que es consensualmente cuestionado porque apesta a mantengo corporativo, otorgará un 85% de exención contributiva en los dividendos repatriados a los Estados Unidos por las compañías manufactureras que hacen negocio en Puerto Rico.

La creencia popular en el Congreso está apostando contra la medida porque podría restarle $10,000 millones en impuestos al Tesoro de los Estados Unidos, según los estimados del Comité Conjunto de Impuestos.

Por otra parte, la retórica de Rosselló es más cónsona con la creencia popular en el bando de los acreedores. Rosselló, que es visto por muchos en Wall Street como la segunda venida del presidente de Argentina, Mauricio Macri, está negociando con los acreedores y ha dicho para el récord que tendrá al menos dos hojas de términos preparadas dentro de los primeros 50 días de su posible administración. A su vez, eso —dice él— le proporcionará a Puerto Rico acceso a los mercados en 2017.

Lo que Rosselló y Bernier están ignorando es que la cultura de austeridad que impulsa una junta sustentada por la doctrina Fortuñista podría poner tanto énfasis en la economía de Puerto Rico que tomaría una generación completa antes de que las cosas se arreglen. Vamos con calma.

image_print

You must be logged in to post a comment Login

¡Descarga nuestra aplicación móvil ahora!
Gratis por tiempo limitado