[EDITORIAL] Más allá del nubarrón

Agarremos cada cual nuestra sombrilla, preparémonos como nos enseñaron nuestros abuelos, con tesón y amor al trabajo, y veamos en cada tropiezo una oportunidad