16 de Octubre de 2017

Médicos llegan a Puerto Rico para atender pacientes vulnerables en la montaña

Por el 11 de Octubre de 2017

El doctor Ramón Tallaj (al centro), portavoz del grupo de médicos y natural de la República Dominicana, indicó que tomó la iniciativa de viajar a Puerto Rico luego de ver la lenta respuesta del Gobierno federal a la emergencia. (Felipe Torres/CB)

Decenas de médicos voluntarios llegaron esta semana a Puerto Rico para prestar servicios de salud a pacientes vulnerables y encamados en los municipios de Comerío, Naranjito, Barranquitas, Morovis y Corozal. El esfuerzo es parte de una iniciativa de la entidad sin fines de lucro SOMOS, que opera en la ciudad de Nueva York con unos 2,000 doctores.

El arribo de estos galenos fue posible gracias a una orden ejecutiva firmada por el gobernador Ricardo Rosselló Nevares que permite que médicos sin licencia de Puerto Rico “puedan venir a ofrecer servicios médicos a personas desventajadas ante la emergencia”, según explicó el secretario de Asuntos Públicos y Política Pública de La Fortaleza, Ramón Rosario. El funcionario indicó que la orden ejecutiva número 58 “les otorgó las normas de inmunidad o de protección contra acciones legales que tienen los médicos empleados en Puerto Rico” a los profesionales que vengan a brindar servicios de salud a raíz de la crisis generada por el huracán María.

Por su parte, el doctor Ramón Tallaj, portavoz del grupo de médicos y natural de la República Dominicana, indicó que tomó la iniciativa de viajar a Puerto Rico luego de ver la lenta respuesta del Gobierno federal a la emergencia. Según dijo, el compromiso de SOMOS será traer recursos a la isla hasta durante un año.

“Esperábamos que la respuesta fuera inmediata, siendo un territorio americano, […] al ver que todas las cosas seguían, decidimos poner un granito de arena e inmediatamente nos comunicamos con nuestros contactos […] con los médicos de la comunidad y hemos tenido el conocimiento de la situación precaria, tanto en esas dos áreas [Naranjito y Comerío], y en los municipios aledaños [Barranquitas, Morovis y Corozal]”, aseveró Tallaj.

El galeno manifestó que SOMOS traerá a Puerto Rico generadores solares, filtros de agua, medicamentos y abanicos para entregar a los adultos mayores que padecen condiciones delicadas y que “están en las casas con altas temperaturas”. Asimismo, Tallaj señaló que la entidad trajo medicamentos para atender hasta a 5,000 personas que puedan sufrir contagio de conjuntivitis.

De acuerdo con el alcalde Josean Santiago, en Comerío más de 1,500 casas “desaparecieron del mapa” y otras 2,500 sufrieron daños severos por lo que hay tres y cuatro familias buscando refugio en una misma casa. (Felipe Torres/CB)

En esa línea, el alcalde de Comerío, Josean Santiago, resaltó la urgencia de que la ayuda llegue donde está la necesidad al describir el tétrico panorama que viven los ciudadanos de la zona montañosa de Puerto Rico.

“[Comerío] es uno de los municipios probablemente más devastados por este huracán. Tengo necesidades de todo tipo y, ciertamente, el área de la salud tiene que ser prioritaria. En este momento enfrentamos allá problemas con el servicio del agua potable, así que es una preocupación el consumo de agua no potabilizada por la comunidad; el colapso de nuestro sistema sanitario, que van las aguas sin procesar al río que está siendo utilizado para bañarse mucha gente”, abundó el ejecutivo municipal.

“Vamos a estar identificando los casos que necesitan atención. ¿De qué se trata? Pues la gente tiene tarjeta de salud, tarjeta de plan privado, pero no hay sistema en las farmacias. En ocasiones tienen serias dificultades para que les provean los medicamentos de mantenimiento. Aquellos pacientes que se dializan, aquellos pacientes que necesitan insulina, aquellos pacientes que tratan de ver a su médico porque ahora con esta presión que están recibiendo, con esta ansiedad, se complican más las condiciones de salud. No tienen acceso a sus médicos”, lamentó Santiago.

De acuerdo con el alcalde, en Comerío más de 1,500 casas “desaparecieron del mapa” y otras 2,500 sufrieron daños severos por lo que hay tres y cuatro familias buscando refugio en una misma casa. “Eso perturba la salud emocional. Gracias a este grupo [SOMOS]. Estoy seguro de que mi pueblo va a valorar mucho su asistencia y van a tener toda la colaboración”, agregó.

image_print