Nueva política requerirá que ciertas órdenes del gobierno sean aprobadas por la junta fiscal

Buscan fomentar la rendición de cuentas, la transparencia, así como el trato eficiente en determinadas transacciones gubernamentales y proyectos públicos