18 de Octubre de 2017

Prevén otro golpe a la débil economía riopedrense

Por el 11 de agosto de 2017

Como sucede con la mayoría de las comunidades en donde se anclan las principales universidades del mundo, para Río Piedras, la Universidad de Puerto Rico es el corazón que mantiene con vida su alicaída economía. No obstante, el panorama no luce favorable con el inminente recorte de millones de dólares al presupuesto del primer centro docente del país, sobre todo, al recinto riopedrense.

Esto, a juicio de los comerciantes del área, sumaría un efecto adverso a la ya maltrecha economía del casco urbano que desde hace una década ha enfrentado el cierre de diversos negocios.

Además de los establecimientos de comida, otros negocios -propios de una comunidad universitaria-, se han visto afectados por la situación económica de la universidad. (Juan J. Rodríguez/CB)

Aun así, asoman distintos negocios, algunos convencionales y otros no tanto, dirigidos principalmente a la comunidad universitaria. De estos establecimientos, que se han desarrollado de manera exitosa, se pueden mencionar la Librería Norberto González, el restaurante Los Monkeys, la tienda de ropa Electroshock y, pronto, el restaurante Arrope, que han logrado expandirse fuera del área de Río Piedras.

“Si la universidad muere, moriría Río Piedras y parte de nuestra isla. Esperamos que se llegue a un consenso […] Si estamos aquí, es porque Río Piedras es parte importante de todos nosotros”, dijo el cofundador de Arrope, Carlos Díaz Montes. “Mientras la Universidad está en funcionamiento, la mayoría de los estudiantes vienen para acá y nos ayudan enormemente”, añadió.

Con una visión esperanzadora, el exvoleibolista Pelegrín Vargas Vargas, dueño del local Café UPI, con apenas cinco meses de operación, se expresó al respecto. “Nuestro negocio se convierte en ese lugar donde, además de poder disfrutar de la comida, podemos compartir otro tipo de actividad que se relaciona con la información y conocer qué es lo que está pasando en el ambiente universitario y en el ambiente de nuestro país”, dijo.

Además de los establecimientos de comida, otros negocios -propios de una comunidad universitaria-, se han visto afectados por la situación económica de la universidad. Arnaldo González Berríos, dueño de la Librería Mágica, dijo que en términos de apoyo al comercio local, el recinto de Río Piedras ha sido muy importante.

[VÍDEO] Un impulso a la infraestructura crucial en Puerto Rico

“Si el recinto disminuye sus ingresos, posiblemente casi todos los negocios que están en la parte frontal de la universidad, en la lateral de la calle Barbosa, en la avenida Universidad y en la avenida Ponce de León se van a ver afectados negativamente, y ya nos estamos afectando”, dijo González Berríos, quien ha participado en varios proyectos de la UPR, así como en el desarrollo de la Ley de Rehabilitación Urbana en Río Piedras, que promueve la inclusión de la universidad en la toma de decisiones comunitarias.

Colaboró, junto a profesores de la UPR, realizando estudios de la situación de Río Piedras, los deambulantes, la infraestructura y de los edificios en desuso.

Una de las soluciones que ofrecen los comerciantes es la participación de los estudiantes en la revitalización del casco urbano.

Para Díaz Montes urge el desarrollo “de distintos programas en los que los mismos estudiantes se puedan meter al casco urbano y darle la vida que realmente Río Piedras se merece”. Un ejemplo de esto es el proyecto Activación Edificio Puerto Rico, que se enfoca en la restauración de los edificios en desuso que le pertenecen a la UPR en la zona del casco de Río Piedras. El programa  fue creado por organizaciones estudiantiles para que los edificios sean utilizados con fines que ayuden al mejoramiento de las comunidades.

Por su parte, Vargas Vargas aseguró, en entrevista separada, que es importante mantener la institución para el futuro. “Nosotros atravesamos una transición enorme, tanto social como económica, donde necesitamos ese talento de esta gran universidad, que es parte de la historia de nuestro país, que hace bien por nuestra juventud, por nuestros hijos y, de una forma directa, afecta positivamente el futuro de lo que va a ser Puerto Rico”, expresó el comerciante.

image_print

You must be logged in to post a comment Login