18 de Agosto de 2017

[VIDEO] Rosselló: “No acepto ni pondré en ejecución la reducción de jornada”

Por el 4 de agosto de 2017

En un desafío directo a la junta de control fiscal, el gobernador Ricardo Rosselló Nevares sentenció hoy que no implementará la reducción de jornada laboral que ordenó esta mañana el ente rector creado por la ley federal Promesa.

“Como gobernador no acepto ni pondré en ejecución la reducción de jornada laboral sometida hoy por la junta de supervisión fiscal”, manifestó el primer ejecutivo en un mensaje televisado ocho horas después de que la junta anunciara la medida durante su novena reunión pública en Fajardo.

Durante su alocución, el mandatario también aseguró que no reducirá en 10% los beneficios de pensiones que paga el Gobierno, según requiere el plan fiscal y reiteró hoy el ente rector.

Rosselló repasó las medidas de control de gastos que ha tomado su administración durante los pasados meses, y apuntó a los números más recientes de liquidez, los cuales superan significativamente los estimados. Así las cosas, aseveró que la reducción de jornada “es innecesaria”.

“Los invito nuevamente a tomar el camino de la sensatez y la prudencia […] Puerto Rico tiene un gobierno y ese fue electo por el pueblo”, señaló Rosselló.

Gobierno se defenderá en los tribunales por reducción de jornada 

Según el organismo, la medida -que impactaría a sobre 130,000 empleados públicos- entrará en vigor el próximo 1 de septiembre y se extenderá hasta el 30 de junio de 2018 cuando culmina el presente año fiscal, a menos que el Gobierno logre alcanzar unos $218 millones en ahorros producto de ajustes dirigidos a reducir el tamaño del aparato gubernamental.

Rosselló indicó que próximamente les enviará una carta al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y al presidente de la Cámara de Representantes federal, Paul Ryan, para informarles su determinación de no acatar la instrucción de la junta de control fiscal.

La administración ha dicho que, al amparo de Promesa, el Gobierno puede rechazar la medida ya que constituye ser una “recomendación”, según define el estatuto en su sección 205. Por lo tanto, con la misiva al gobierno federal, el gobernador actuará bajo los pasos que ordena Promesa para notificar el rechazo a una recomendación de la junta.

El ente rector argumenta que la reducción de jornada es parte esencial del plan fiscal certificado y por ende, no le aplica la sección a la que hace referencia la administración. Como parte del plan fiscal, el Gobierno está obligado a acatar la decisión.

De otro lado, La Fortaleza informó que el secretario de la Gobernación, William Villlafañe, ya instruyó a todos los jefes de agencia del gobierno a no ejecutar la reducción de jornada.

Esta mañana, la directora ejecutiva de la junta, Natalie Jaresko, indicó que la reducción de jornada representaría un ahorro de $188 millones al Gobierno este año fiscal. A preguntas de CB en Español, el presidente de la junta, José Carrión, indicó que consultará con los abogados del ente los próximos pasos a seguir ante la negativa de la administración en implementar la medida.

En cuanto a la reducción o eliminación del bono de Navidad para los empleados públicos, la junta no tomará una decisión al respecto por el momento. Esa determinación se haría para el 30 de septiembre.

Junta fiscal anuncia reducción de jornada a empleados públicos

En el cónclave, que duró dos horas, también se aprobó con enmiendas el plan fiscal de la Corporación para la Supervisión y Seguro de las Cooperativas (Cossec) y se reiteró la necesidad de reducir las pensiones en 10% en o antes del año fiscal 2020, según contemplado en el plan fiscal, pese a la oposición del Gobierno de implementar esta medida.

image_print