16 de Agosto de 2018

Turismo rechaza que Municipio de San Juan regule alquileres a corto plazo

Por el 24 de Mayo de 2018
image_pdfimage_print

La designada directora ejecutiva de la Compañía de Turismo de Puerto Rico, Carla Campos, rechazó el miércoles el Proyecto de Ordenanza 13 ante la Legislatura Municipal de San Juan que persigue reglamentar el mercado de alquileres de vivienda a corto plazo en el Viejo San Juan así como declarar una moratoria de un año en el otorgamiento de permisos de uso.

El Proyecto de Ordenanza 13, radicado por la alcaldesa de San Juan Carmen Yulín Cruz el pasado 11 de mayo, tiene el propósito de “establecer una política reglamentadora en torno al mercado de alquileres de vivienda a corto plazo en el casco urbano del Viejo San Juan” y de “proteger el entorno histórico-cultural” de la zona así como “preservar su carácter comunitario y residencial”.

“Tras una cuidadosa evaluación del proyecto de ordenanza ante nuestra consideración, la Compañía entiende que la medida tiene el potencial de afectar directa y negativamente el turismo, pues es conocido que al presente los alquileres a corto plazo, en su mayoría ofrecidos a través de plataformas digitales, son de naturaleza fundamentalmente turística”, expresó Campos.

“Dado el rol fundamental que juega la Compañía en el desarrollo, regulación y promoción de la industria turística en Puerto Rico, entendemos que decretar una moratoria en el otorgamiento de permisos de uso que autoricen el arrendamiento a corto plazo contraviene la política pública de la administración del gobernador Ricardo Rosselló de fomentar la industria turística y el desarrollo económico en general en un momento crucial de nuestra economía. El potencial daño al desarrollo turístico y a la economía en general se agrava tomando en consideración que la propuesta moratoria se circunscribe al Viejo San Juan, epicentro de dicha industria en la isla”, añadió la funcionaria.

Campos sostuvo que la popularidad que han cobrado durante la pasada década las plataformas de economía compartida (“sharing economy”) y comercios electrónicos en línea tiene un impacto significativo para la industria del turismo en Puerto Rico. De hecho, bajo la jurisdicción de la CTPR los arrendadores que rentan su propiedad o porción de esta por un periodo de tiempo menor a 90 días cobran y remiten el impuesto por habitación a la CTPR, según estipulado en la Ley Núm. 272-2003.

Estos alquileres son denominados en el estatuto como alojamientos suplementarios a corto plazo (“short term rentals”) y la Asamblea Legislativa resolvió colocarlos bajo el palio de la regulación impositiva de la CTPR. La CTPR incluso ha logrado acuerdos con la principal plataforma de arrendamientos a corto plazo (“Airbnb”) para que sea esta última la que remita el impuesto recaudado en Puerto Rico a la CTPR.

Para el año fiscal 2017, el impuesto recaudado por la CTPR por concepto del canon por ocupación de habitación del sector de alojamiento a corto plazo ascendió a $3,529,460. En lo que va del año fiscal en curso 2018, el impuesto recaudo asciende a $4,553,290.

You must be logged in to post a comment Login