26 de Enero de 2022

Advierten a la Comisión de Energía sobre impacto negativo de aumento en tarifa de la AEE

Por el 3 de Diciembre de 2016

Representantes de diferentes sectores empresariales solicitaron a la Comisión de Energía de Puerto Rico (CEPR) que se abstenga de aumentar la tarifa de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), advirtiendo que la economía no aguantaría el impacto de un aumento.

La CEPR debe tomar decisiones “razonables” antes del 11 de enero sobre un alza en la tarifa de energía eléctrica de la AEE tomando en consideración sus necesidades de ingresos, presupuesto y operaciones, una tarea que se ha complicado por la falta de datos precisos de la corporación pública. La AEE estimó su necesidad de ingresos en unos $3 mil millones al año, pero algunos expertos opinan que debe ser menos. El proceso de aumento a la tarifa ante la CEPR es uno de los requisitos impuestos bajo un acuerdo de reestructuración de la deuda entre la AEE y sus acreedores.

(Erika Rodríguez/Getty Images)

(Erika Rodríguez/Getty Images)

El examinador de la Comisión, Scott Hempling, solicitó a los oficiales de la AEE que testificarán el próximo lunes, presentar información sobre cuánto se puede mejorar el registro de reportes y monitoreo de presupuestos, para que tanto la CEPR como los consumidores puedan responsabilizar a la AEE por los gastos capitales y operativos. Hempling mencionó que varios expertos no han logrado identificar la razonabilidad de gastos de miles de millones de dólares en la AEE por falta de información.

Por otra parte, mediadores presentes en la vista del viernes señalaron que las tasas de energía eléctrica ya se encuentran altas, y que un aumento solo afectaría la economía.

El economista Ramón Cao presentó una imagen sobre el estado de deterioro de la economía, la cual advirtió podría empeorar a causa de tarifas de servicio más altas. El sector empresarial mencionó las altas tasas de energía como uno de los impedimentos al desarrollo.

Lee también: AAA acusa a la AEE de “violar la ley”

Hempling, por su parte, señaló que las tarifas de energía eléctrica han reducido durante los pasados dos años debido a una disminución en los costos del combustible, pero aún así la economía no ha logrado expandirse. Sin embargo, Cao insistió en que la AEE necesita reducir los costos, o encontrar maneras creativas de aumentar sus ingresos.

Cao señaló además que las ventas de electricidad se encuentran más bajas que en el 2014 y continuarán disminuyendo. Según el economista, la AEE debe considerar que el aumento en la tarifa de luz podría tener un impacto en la demanda de electricidad.

“No se ha hecho un análisis de las implicaciones que el aumento en la tarifa tendría en la AEE, el público y la política pública”, señaló Cao.

A preguntas de Hempling, el economista dijo que si la CEPR tiene que conceder un aumento en la tarifa, podría explorar la porción de la estructura del alza que no responde a la demanda, sino la que se fija por ser un cliente.

Cao también criticó el uso de un modelo de asignación de ingresos, en la que diferentes sectores proveen un porcentaje de los ingresos que la AEE necesita, debido a que diferentes sectores de la economía se verán afectados en diversas maneras.

 

“No se ha hecho un análisis de las implicaciones que

el aumento en la tarifa tendría en la AEE, el público

y la política pública”, señaló Cao.

 

La representante del Instituto de Competitividad y Sostenibilidad Económica de Puerto Rico (ICSE), Cathy Kunkle, indicó que la Comisión puede implementar tarifas provisionales que reflejen la necesidad de la AEE por invertir más en infraestructura, a la vez que emprende el proceso de lograr un mejor control en costos operacionales y de deuda.


Kunkle estuvo de acuerdo en que la CEPR no debe recomendar un aumento en la tarifa basado en lo que los consumidores pueden pagar debido a que podría colocar a la AEE en riesgo.

El vicepresidente de la Asociación de Constructores de Puerto Rico (ACPR), Emilio Colón, argumentó que un aumento en la tarifa podría resultar en un aumento en el precio de viviendas accesibles sobre $1,743, al costo de construir la casa. Colón añadió que no puede traspasar ese costo a los consumidores debido a que la legislatura ha fijado los precios de viviendas accesibles, que varían entre $100,000 y $125,000.

Colón dijo que en Puerto Rico existe la necesidad de al menos unas 20,000 unidades de vivienda accesibles. “No creo que existan las condiciones económicas para que los clientes de la AEE asuman un alza en la tarifa. Tenemos menos personas pagando por los mismos costos”, expresó.

El presidente de Cemex, Enrique García, junto a un gerente de la compañía, Manuel Reginaldo Valente, indicaron que Cemex detuvo la exportación de cemento manufacturado en Puerto Rico luego de un alza provisional de 1.299 centavos por kilovatio-hora entró en vigor. García señaló que los costos de energía constituyen el 50% de sus gastos operacionales. A esto añadió que ha buscado una tarifa de electricidad especial, pero la AEE refirió su pedido a la CEPR.

En el pasado, el sector manufacturero se ha acercado a la AEE con ofertas para ayudar a la corporación pública a cambio de reducciones en las tarifas. En el 2014, manufactureros ofrecieron pagar el consumo de energía por adelantado.

Por otro lado, el presidente de la Asociación de Hospitales, Jaime Plá, señaló que el alza en la tarifa podría aumentar los costos operacionales de los hospitales de la isla, los que ya se encuentran en peligro de atravesar dificultades financieras cuando ciertos fondos federales destinados a servicios de salud sean eliminados.

image_print

You must be logged in to post a comment Login