9 de Diciembre de 2019

Alegan riesgo en sectores alrededor de muelles de San Juan por supuestas importaciones de gas metano

Por el 28 de Octubre de 2019

Grupos ambientales y comunitarios, alegaron el lunes, que el director y Junta de Gobierno de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) ya ha negociado contratos para la gasificación de las unidades 5 y 6 de San Juan y planifican el desarrollo de terminales de gas metano a establecerse en Mayagüez y Yabucoa.

Según alegaron, contratos públicos de la AEE para el mes de noviembre a las plantas generatrices 5 y 6 de San Juan quemarán gas metano, conocido como gas natural. Las entidades levantaron un alerta sobre los peligros y alto riesgo que se exponen las comunidades y comercios aledaños, donde planifican que lleguen las embarcaciones transportando el gas metano.

La entrada por la Bahía de San Juan de grandes cantidades de gas metano hasta el puerto adyacente a la planta generatriz de la AEE, conlleva inevitablemente unos riesgos a las comunidades cercanas de Guaynabo, Cataño y San Juan también, a los trabajadores y otro personal de esa planta y otros intereses que circulan y atracan en la Bahía como pudieran ser los cruceros turísticos.

Los grupos levantan la voz de alerta pues se desconoce si realmente la AEE o agencias del Gobierno de Puerto Rico o de Estados Unidos han calculado y tomado en cuenta los riesgos, los daños potenciales a personas y propiedades y la capacidad de respuesta en caso de accidentes serios.

“Estos asuntos se deben evaluar antes de contratar y permitir la entrada de barcos con gas a San Juan. Se desconoce si la AEE ha hecho tal estudio y cálculo para proteger el personal en su planta de San Juan y, en todo caso debe hacerlo público”, expresaron en declaraciones escritas.

“Como líder religioso en la comunidad de Puerto Nuevo y parte de una Hermandad Pastoral que reúne iglesias cristianas de diversas tradiciones, no estábamos al tanto de los proyectos de gasificación para nuestra zona. Nos preocupa la seguridad de nuestra comunidad y sobre todo que continuemos dependiendo de los combustibles fósiles. Los daños que causan a nuestro ecosistema y al balance ecológico son inminentes en estos tiempos”, dijo el reverendo Carlos Negrón Sánchez que es el coordinador Hermandad Pastoral de Puerto Nuevo.

El gas metano o gas natural es un combustible fósil que no tenemos en la isla y que para ser utilizado debe ser importando de forma líquida en barcazas. Estas estarán entrado por el puerto de la Bahía de San Juan donde existe un gran tráfico de bienes y servicios esencial para la isla. Para poder llevar gas metano a las unidades generatrices, la Guardia Costanera advirtió que la Bahía de San Juan tendría que tener un calado más profundo por el tamaño de los barcos que lo transportarán. Una vez llega el gas metano de forma líquida en un proceso de alto riesgo por las temperaturas y volatilidad del combustible.

“Es inaceptable que estos cambio ocurren a pesar que la discusión y evaluación del Plan Integrado de Recursos de la Autoridad de Energía Eléctrica apenas ha comenzado. La gran cantidad de gas que entrará a la Bahía y hasta esa planta responde a que la empresa New Fortress traerá un barco de mucha capacidad no solo para vendérselo a la AEE, sino para distribuirlo mediante numerosos camiones a otros clientes en PR. Los riesgos y peligros del gas no se resuelven únicamente con las zonas de exclusión que impone el Coast Guard. Varios estudios concluyen que en caso de accidentes serios pueden escapar nubes peligrosas de gas, que estaban antes en estado líquido, y moverse a causar fuegos o explosiones”, indicó Timmy Boyle del grupo Alianza Comunitaria Ambientalista del Sureste (ACASE).

Las entidades consultaron con el experto Fred Miller quien ha dado testimonios en el tema para EarthJustice en el tema del gas licuado natural, identificado áreas de riesgo. Este gas desde que es extraído en forma violenta hasta llegar al consumidor y representa un riesgo por la gravedad de la posibilidad de explosiones. El gas metano es transportado en barcos a temperaturas muy bajas en contenedores ultra insulados por la inflamabilidad del combustible.

En las barcazas, si el gas metano licuado se libera o liquea, no puede ser detenido. Todo el gas metano licuado del contenedor saldrá. Congelará instantáneamente todo lo que toque. Si el líquido toca suelo o el océano, con el calor que generaría el contacto produciría una nube enorme de gas metano. Nube que puede llegar a largas distancias. Si coge fuego, no se puede apagar. Habría que evacuar inmediatamente a todo lo que haya alrededor hasta una milla en esa primera fase.

“Nuestro grupo de interventores ha estado presentado alternativas para cubrir algunas de las deficiencias del Plan Integrado de Recursos y asegurar que este incluya lo necesario para que nuestra isla tenga 100 por ciento energía limpia. No podemos estar evaluado este plan a 20 años y comenzar a hacer infraestructuras costosas y riesgosas para continuar quemando combustibles fósiles. Nuestra propuesta de modelo energético está basada en la presentación de Queremos Sol, la cual hemos presentado al país”, informó Adriana González del Sierra Club de Puerto Rico.

“Continuaremos solicitando al Negociado de Energía que provean espacios de participación pública para el desarrollo de estos procesos de planificación como el PIR. Recalcamos que la información en estos procesos tiene que ser accesible para el público y traducidas al español. Queremos un futuro de energía 100 por ciento limpia para Puerto Rico y para esto no podemos quemar gas metano”, concluyó Amy Orta de El Puente Enlace Latino de Acción Climática.

Los grupos interventores son: Cambio, Sierra Club, El Puente: Enlace Latino de Acción Climática, Comité Diálogo Ambiental, Alianza Comunitaria Ambientalista del Sureste (ACASE) y Comité Yabucoeño Pro Calidad de Vida Inc. (YUCAE), Coalición de Organizaciones Anti-Incineración, Amigos del Rio Guaynabo, Mayagüezanos por la Salud y el Ambiente y el Campamento Contra las Cenizas.

image_print

You must be logged in to post a comment Login