21 de Septiembre de 2020

Bajo lupa federal las elecciones generales de Puerto Rico

Por el 27 de Octubre de 2016

La Fiscalía Federal para el Distrito de Puerto Rico, junto agentes del Negociado Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés), supervisarán las próximas elecciones generales en Puerto Rico el 8 de noviembre, a fin de detectar cualquier violación a las leyes electorales federales y procesar a los responsables.

Rosa Emilia Rodríguez Vélez, jefa de la fiscalía federal, indicó ayer que el Task Force de Delitos Electorales será dirigido por el director de la división criminal de su oficina, José Capó Iriarte, y el equipo contará con apoyo de agentes del FBI de las escuadras de corrupción y delitos cibernéticos.

“Cada ciudadano debe ser capaz de votar sin interferencia o discriminación y que su voto sea contado sin ser robado mediante fraude. El Departamento de Justicia federal actuará con prontitud y de forma agresiva para proteger la integridad del proceso electoral”, aseguró Rodríguez Vélez.

Por más de 20 años, la fiscalía federal en Puerto Rico ha implementado la iniciativa del Task Force de Delitos Electorales ya que el Departamento de Justicia federal tiene el rol importante de evitar el fraude y el discrimen en las urnas durante el proceso eleccionario.

Esta iniciativa, al igual que en Puerto Rico, es realizada por el Departamento de Justicia federal con todas sus fiscalías en todos los estados para prevenir el fraude en los comicios y que el proceso se lleve a cabo de forma democrática y sin presiones externas.

Según la ley federal, la fiscalía federal puede procesar a personas que cometan delitos como intimidar o sobornar a un elector, compra y venta de votos, alteración de las actas de escrutinio, rellenar las urnas y marcar papeletas de votantes en contra de su voluntad y la jurisdicción incluye los comicios para la gobernación, comisionado residente y alcaldes.

“Garantizar elecciones libres y justas depende en gran medida de la cooperación del electorado estadounidense. Es imperativo que los que tienen información específica sobre discriminación o el fraude electoral, faciliten esta información inmediatamente a mi oficina, el FBI, o a la División de Derechos Civiles”, puntualizó la jefa de la fiscalía federal.

Rodríguez Vélez precisó que el 8 de noviembre de 2016, el FBI tendrá agentes especiales disponibles en toda la isla para recibir las denuncias de fraude electoral y otros abusos electorales que se cometan el día de la elección y además señaló que cualquier persona que tenga información sobre posible comisión de delitos electorales pueden comunicarse con el FBI a su oficina al 787-754-6000.

Asimismo, quejas sobre problemas de acceso de votación o la discriminación pueden hacerse directamente a la Sección Electoral de la División de Derechos Civiles en Washington al 1-800-253-3931 o (202) 307-2767 o TTY (202-305-0082).

También las quejas pueden informarse por fax al 202-307-3961 o por correo electrónico a voting.section@usdoj.gov.

image_print

You must be logged in to post a comment Login