1

Breve historia del Código Civil de Puerto Rico

Durante el inicio de las vistas de la Comisión de lo Jurídico, Seguridad y Veteranos del Senado para evaluar el Proyecto del Senado 1710, que busca actualizar el Código Civil para atemperarlo con la realidad que vive Puerto Rico, el profesor Jorge Roig Colón, quien estuvo a cargo de supervisar la preparación de los memoriales del Secretario de Justicia a la Comisión Conjunta Permanente para la Revisión y Reforma del Código Civil de Puerto Rico de 1930 sobre varios Libros del Código Civil propuestos, brindó un recuento histórico sobre las antecedentes del Código Civil que actualmente rige la judicatura del país.

“El Código Civil es la pieza fundamental del desarrollo de una sociedad organizada. Es un cuerpo normativo integral que regula los más diversos aspectos de la vida de los particulares”, explicó el profesor Jorge Roig Colón. (Archivo)

Durante su ponencia, el profesor realizó un recorrido imaginario por los datos históricos que desembocaron en el actual Código Civil.

Pero, ¿qué es el Código Civil?

“El Código Civil es la pieza fundamental del desarrollo de una sociedad organizada. Es un cuerpo normativo integral que regula los más diversos aspectos de la vida de los particulares. Ordena nuestras leyes bajo un solo cuerpo legal aplicable a la persona, la familia, los bienes, y las relaciones e interacciones entre estos. Por ello sus normas tienen impactos económicos, individuales y colectivos”, explicó el profesor, egresado de la Universidad de Harvard.

“Además, el valor del Código trasciende los efectos prácticos de la reglamentación de las relaciones e intercambios entre los ciudadanos, porque es el resultado de prácticas y costumbres jurídicas pertenecientes a una de las corrientes de derecho más antiguas de la humanidad. El Código Civil es instrumento organizador de relaciones sociales y reflejo de las características que nos constituyen como sociedad y de los valores que en común estimamos y aceptamos como fundamentales en el transcurso de nuestras vidas en comunidad”, añadió.

Según explicó, el Código Civil de 1930 fue creado en pleno apogeo de una sociedad con una realidad muy diferente a la actual. En el Puerto Rico de la década de 1930, la sociedad se desarrollaba sobre una base patriarcal, sin tomar en consideración de manera clara los derechos más fundamentales del ser humano. Puerto Rico e 1930 era una sociedad repleta de pobreza extrema y con un sistema de educación establecido solo para una minoría privilegiada.

“Durante la década de los años 1930, Puerto Rico, al igual que otros países del mundo sufría las consecuencias de la Gran Depresión. Estos momentos previos a la adopción de nuestra Constitución se caracterizaban por la pronunciada división entre clases sociales, un desempleo que había alcanzado cifras históricas, una clase obrera que experimentaba condiciones de trabajo reprobables y por los marcados obstáculos a las mujeres para participar en muchos aspectos de la sociedad”, señaló Roig Colón.

Lee también: Tranque en el Senado para aprobar nuevo Código Civil

No obstante, este código creado en 1930 no distaba significativamente de códigos predecesores, primero bajo el control de la Corona española y luego bajo la ocupación estadounidense.

El profesor señaló que la codificación moderna tiene como génesis la Europa del Siglo 19, inspirada en el Código Francés de 1804, también conocido como el Código Napoleónico. Esta pieza estableció el primer Código Civil moderno que fue esparcido por el continente europeo con el primer Imperio Francés.

No obstante, en las postrimerías del Imperio Ibérico, del cual Puerto Rico aún formaba parte, el Código Napoleónico encontró un terreno fértil que intentaba salir del Antiguo Régimen y arraigarse al liberalismo moderno. La Constitución de Cádiz de 1812 ordenaba que los españoles tuvieran un Código Civil, cuyo proceso creador fue obstaculizado por los cambios y las luchas políticas que plagaron la España del Siglo 19. Roig Colón explicó que tras la creación de proyectos durante todo el siglo, 77 años más tarde se finaliza el largo camino con el Código Civil de 1889.

“El 1 de enero de 1890 entra en vigencia finalmente un Código Civil en España. La
Real Orden del 31 de julio de 1889 haría extensivo este Código Civil español a Cuba, Puerto Rico y Las Filipinas. Este desarrollo jurisprudencial llevaría a que, por primera vez, todos los derechos individuales de la sociedad civil puertorriqueña se plasmaran en un solo lugar”, indicó el también catedrático asociado de la Escuela de Leyes de Charleston, en el estado de Carolina del Sur.

“Con el cambio de soberanía en 1898, nuestro derecho comenzó una nueva etapa de profundas transformaciones. A raíz de los primeros años del gobierno militar estadounidense, Puerto Rico deja atrás un derecho estrictamente civilista y comienza un largo camino, en ocasiones de pugna, con las influencias del ‘common law’. El nuevo gobierno de los Estados Unidos tuvo la intención desde su llegada a la isla de americanizar el derecho español en Puerto Rico. Estos primeros años fueron caracterizados por lo que el exjuez presidente del Tribunal Supremo de Puerto Rico, José Trías Monge, describió como un ‘choque de culturas jurídicas’, el cual forjó los rasgos centrales del sistema judicial de las décadas posteriores, a usanza y semejanza de los sistemas norteamericanos. El gobierno militar estadounidense creó la Comisión para Revisar y Compilar las Leyes de Puerto Rico, entre cuyas labores estuvo la de revisar el Código Español vigente”, añadió.

Roig Colón continuó su ponencia explicando que apenas cumplidos 20 años de vigencia del Código Español, fue sustituido por un nuevo código civil en 1902. Este añadió disposiciones del Código Civil de Luisiana, que también era de influencia napoleónica.

Sin embargo, al introducir estos cambios al nuevo Código Civil, no se tomó en consideración que la mayor parte de esas modificaciones confligían con el derecho tradicional establecido en Puerto Rico y costumbres arraigadas que no se adaptaban a la realidad de la Isla. Durante estos primeros años de la ocupación estadounidense en Puerto Rico, la jurisprudencia local utilizó una suerte de mezcla de estos dos sistemas de derecho del mundo occidental, el Derecho Civil español y el “Common Law” anglosajón.

Tres décadas más tarde se aprobó una nueva revisión del Código Civil, que es la versión que actualmente sigue vigente.

“El Código Civil de 1930 terminó siendo una mera recodificación con leves modificaciones del Código Civil de 1902. Por esto, el paso del tiempo y los cambios en nuestra sociedad han precipitado un inevitable sinnúmero de enmiendas a nuestro Código Civil. Estas enmiendas han intentado poner al día disposiciones decimonónicas para mantener vivo un Código Civil con un espíritu del Siglo 19 y atenuarlo a los vigorosos cambios de los siglos 20 y 21”, expresó el catedrático.