2 de Marzo de 2021

Conductor de Uber teme por su vida

Por el 15 de Julio de 2016

Por: Laura Ramos Lugo

No es secreto que entre la organización taxista y la recién llegada compañía Uber hay una alta rivalidad. Tampoco lo es el que esta rivalidad se ha tornado violenta.

José Cordero, conductor de Uber quien compartió con Caribbean Business uno de sus primeros viajes, relató que, horas después de esa entrevista, vivió un cercano encuentro con varios taxistas locales.

(CB / Rafelli González)

(CB / Rafelli González)

Incluso, durante su relato, Cordero culminó estableciendo que “si estas situaciones no dejan de suceder, no me quedará otra opción que dejar de hacerlo”. También expresó la preocupación de su esposa e hijos, la cual abarca hasta el punto de suplicarle al chofer que abandone el trabajo porque temen por su vida.

En la madrugada del miércoles, a eso de las 12:15 de la medianoche, el conductor se dirigía a dejar a dos damas en el Hotel San Juan. Con tal de evitar disputas y problemas con los taxistas, Cordero le propuso a las pasajeras dejarlas en un restaurante localizado al cruzar la calle. Ambas pasajeras aceptaron y el chofer procedió a estacionarse y ayudar a las damas con su equipaje como generalmente acostumbra.

“Eché una mirada a los alrededores y todo parecía en calma”, compartió José con este medio. Sin embargo, cuando arrancó su vehículo, una guagua blanca con rotulación que la identificaba como taxi se acercó a su auto y lo comenzó a perseguir sospechosamente, siguiéndolo en su ruta exacta hacia el aeropuerto.

Repentinamente, la guagua hizo un viraje y tomó otra dirección, lo cual le permitió a José hacer un viraje en “U” y navegar la Avenida Isla Verde en busca de potenciales pasajeros. No le dio importancia a lo sucedido con la guagua, pero sus preocupaciones aumentaron al percatarse de que una guagua parecida lo rebasaba por el carril derecho y terminó aumentando la velocidad, colocándose así frente a él. Decidió detenerse, ya que la guagua redujo la velocidad, pero al mirar por su retrovisor divisó a otro taxi que se dirigía hacia él rápidamente.

“Habiéndome enterado de tantas situaciones y actos de violencia de parte de los taxistas… mi reacción fue rebasar al taxi del frente por el carril derecho y huir del lugar acelerando a alta velocidad. Los dos vehículos me persiguen sin cesar de forma insistente”, narró.

(CB / Rafelli González)

(CB / Rafelli González)

A pesar la desesperación y aumento de nervios, José logró divisar un supermercado y se estacionó frente a la entrada, la cual se encontraba bastante iluminada. Los dos vehículos que lo perseguían lograron entrar al estacionamiento donde él se encontraba y se colocaron en una barrera a unos metros de su carro. Compartió José que durante esa movida se les unió un tercer taxi.

Temiendo por su seguridad, José permaneció dentro de su auto y decidió reportar lo que sucedía. Llamó al sistema de emergencias de Uber y logró comunicarse con Hansel Borges, quien tomó su información y le instó a reportar lo sucedido a la policía. Una agente tomó su información le indicó quedarse en donde se encontraba. José nuevamente llamó a Borges y mientras hablaba con él, “un individuo de procedencia dudosa, delgado, vistiendo polo púrpura tenue y con un celular en la mano se acerca a mi vehículo de forma errática”.

El individuo, al ver que José comenzó a dar vueltas en el estacionamiento, prosiguió a tomarle fotos a lo que él cree que es la placa de su vehículo. Luego corrió hacia su auto y repentinamente se fue en dirección este, seguido de los otros taxistas. Minutos después llegaron cuatro patrullas de la policía y José les narró lo sucedido.

Por otra parte, José comparte que le “resultó curioso que a pesar de que el sargento me indicó que sabían quienes eran los taxistas… me hizo una serie de recomendaciones y consejos para evitar este tipo de situación”. El conductor también recalcó que los agentes lo invitaron a entender la situación, ya que el gobierno local era injusto con la corporación taxista de la isla.

Según José, el agente que lideró la conversación le exhortó a que se mantuviera alejado del área de Condado, Isla Verde y el Aeropuerto Internacional porque eran áreas que “los taxistas dominaban porque esas son áreas turísticas… Era mejor que los conductores Uber se mantuvieran en otras áreas que no fueran esas en las cuales no habían taxistas turísticos.”

image_print

You must be logged in to post a comment Login