21 de Agosto de 2019

Crece el reclamo para que Rosselló renuncie

Por el 14 de Julio de 2019

María Soledad Dávida y Yanira Hernández Cabiya

Tras conocerse los detalles de las conversaciones del gobernador Ricardo Rosselló Nevares y sus asesores más cercanos a través de la plataforma, que provocaron la salida del gobierno del secretario de Estado, Luis Rivera Marín y del principal oficial financiero Christian Sobrino, cerca de doscientas personas se reunieron frente a la Masión Ejecutiva para exigir la renuncia del gobernador.

La petición de renuncia se ha incrementado con cada minuto a medida que se asimila el contenido de las 889 páginas del chat en las que Rosselló Nevares y sus amigos hablan sin inhibiciones sobre cómo manipular sondeos de opinión, cómo marcan funcionarios y periodistas para afectar su reputación, o cómo manejan operativos para dar la impresión que atienden problemas fundamentales que afectan a la ciudadanía.

Los mensajes además revelan el pensamiento misógino y homofóbico de la mayoría de sus 12 miembros y el uso de contratistas pagados con fondos públicos para movidas político partidistas.

Todo esto tiene lugar al finalizar una semana que comenzó con el arrestó y acusación en el Tribunal Federal, de la exsecretaria de Educación, Julia Keleher, la exdirectora de la Administración de Seguros de Salud (ASES), Ángela Ávila y tres contratistas por alegado fraude y lavado de dinero federal.

El gobernador regresó el jueves de sus vacaciones por Europa para lidear con las acusaciones y pedir perdón por sus comentarios en el “chat”. En una conferencia de prensa realizada esa misma noche, dijo que ese acto de contricción serían sus únicas expresiones sobre el tema del chat. Hasta ese momento solo se habían revelado fragmentos del documento que al parecer fue recopilado y fotocopiado por uno de sus integrantes.

Aun sin conocer todo su contenido, varios legisladores y alcaldes del Partido Nuevo Progresista (PNP) comenzaron a cuestionar la viabilidad de que Rosselló Neváres continúe en la Mansión Ejecutiva.

El sábado en la mañana, se divulgó el contenido completo de las 889 páginas, provocando que la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez, ordenara a la fiscal general, Olga Castellón dirigir una investigación para determinar la posible comisión de delitos que se desprenda de las coversaciones en el chat de Telegram. Anteriormente, el ex monitor de la policía, Arnaldo Claudio, presentó una queja ante la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) alegando que el gobernador y otros miembros del chat conspiraron para manipular y descarrilar los deberes designados por el tribunal.

De los chats se desprende que además conspiró para sacar del gobierno a la esposa del senador independentista Juan Dalmau.

La Federación de Alcaldes, que representa a los ejecutivos municipales de PNP, los presidentes legislativos, Thomas Rivera Schatz y Carlos “Johnny” Méndez y la comisionada residente, Jenniffer González también le retiraron su confianza al gobernador.

Según fuentes de este medio, en los circulos altos del PNP se mueven las fichas para crear el ambiente para una transición efectiva mientras se negocia la renuncia del mandatario.

Sin embargo, el gobernador, que ayer no tuvo comparecencias públicas, apareció el domingo en la mañana en la iglesia El Calvario para pedir oración, reiterar su arrepentimiento por su comportamiento en el chat y reiterar aprendió la lección y continuará en su posición impulsando sus políticas públicas.

La oposición política también ha exigido la salida del gobernador y anticipan iniciar un proceso de residenciamiento desde la Cámara de Representantes.

Mientras el presidente de Estados Unidos, Donald Trump envió un twit en la mañana en el que sin mencionar directamente a Puerto Rico y dirigiendo la crítica a la congresista de origen puertorriqueño Alexandria Ocasio, destaca la corrupción rampante en el gobierno local.


De continuar su mandato, Rosselló Nevares tendrá que hacerlo sin lo que ha sido su ‘equipo ganador’, el publicista Edwin Miranda de la agencia KOI, quien estaba en el chat y anticipó que renunciaría a todos los contratos que tiene con las agencias de gobierno; al asesor en comunicaciones Carlos Bermúdez quien renunció tras el escandalo; y sin su hombre fuerte, Christian Sobrino sobre cuyos hombros habían dejado cinco de las posiciones más importantes del gobierno.

image_print

You must be logged in to post a comment Login