2 de Abril de 2020

Exigen alivio inmediato a pequeños y medianos comerciantes tras paralización por el COVID-19

Por el 16 de Marzo de 2020

(Suministrada)
(Suministrada)

La expresidenta del Centro Unido de Detallistas y aspirante a la Cámara de Representantes por el Partido Popular Democrático (PPD), Enid Monge, exigió el lunes que el gobierno tome medidas urgentes para aliviar la pérdida económica que representa para los pequeños y medianos comerciantes (Pymes) el cierre de operaciones.

“Apoyamos las medidas extremas del gobierno para evitar la propagación del coronavirus. La prioridad tiene que ser la salud de nuestro pueblo. Pero, es importante tirarle una línea de vida a los dueños de pequeños y medianos comercios para que puedan sobrevivir y reanudar operaciones una vez superada la crisis”, expresó la líder empresarial.

Para Monge, el primer paso del gobierno debe ser una moratoria general de los pagos de impuestos al inventario, facturas de luz, agua, IVU y cualquier otro impuesto pagadero mientras dure la crisis.

“Los comerciantes necesitan certeza de que no tendrán que pagar mientras no estén generando ingresos por el cierre de sus operaciones. Desde el Huracán María, el golpe al comercio ha sido fuertísimo y el gobierno tiene que trabajar para remover todos los obstáculos que dificulten el regreso a la normalidad”, sostuvo Monge.

Además de la moratoria de pagos en impuestos, luz y agua, Monge se unió al llamado de reconocidos economistas del país de que la Junta de Control Fiscal libere fondos de emergencia que puedan insertar liquidez a la economía y a los pequeños y medianos negocios.

“La Junta de Control de Fiscal tiene la llave para inyectar liquidez en la economía. No hay tiempo para esperar porque el Congreso o el Gobierno de Estados Unidos actúe, la Junta tiene que comunicar desde ya qué fondos y ayudas están disponibles para nuestras PyMes y cómo se pueden solicitar,” abundó la también aspirante a la Cámara.

Según Monge, existen múltiples programas que podrían aliviar la situación, como Fondos los WIOA, la flexibilización en proceso de préstamos y financiamiento para negocios privados, y la liberación de fondos de desempleo para empleados cuyos negocios se han visto cerrados por la Orden Ejecutiva de la Gobernadora.

Igualmente, Monge le pidió al gobierno que solicite a la banca comercial que se decrete una moratoria inmediata en el pago de intereses, hipotecas comerciales, cargos por servicio y cualquier otra erogación de fondos mientras dure la crisis.

“No todo es responsabilidad del gobierno. Si la banca comercial no le da un alivio a nuestras pequeñas y medianas empresas, la recuperación será mucho más difícil. Es hora de que el gobierno sea firme y le exija a los bancos a que tomen medidas urgentes en beneficio de nuestras PyMes”.

Como medida para promover el distanciamiento social y los comercios a la misma vez, Monge recomendó que el gobierno tome acción inmediata para incentivar los servicios de “delivery” de alimentos y comidas preparadas en todo Puerto Rico mediante aplicaciones móviles e internet.

“Existen múltiples alternativas de servicios de supermercados y restaurantes que pueden llevarle víveres y comida preparada a las personas en sus hogares. Dichos servicios, en su mayoría, están limitados a la zona metropolitana. Exhortó a la Gobernadora, y al Secretario de Desarrollo Económico y Comercio, Manuel Laboy, a que desde hoy analizen todos los incentivos y programas de gobierno, y determinen cómo pueden incentivar que estos servicios expandan sus zonas de operación rápidamente y contraten personal adicional para atender la crisis actual,” abundó la expresidenta del Centro Unido de Detallistas.

Para Monge, incentivar este tipo de empresas cumpliría con los objetivos del toque de queda, evitando nuevos contagios, y serviría de programa de empleos para cientos de personas que podrían trabajar durante la crisis mientras se mantienen abiertos más negocios de comida y suministros.

“Tenemos que ser proactivos y creativos durante esta crisis. Me pongo a disposición del gobierno y las entidades empresariales para colaborar de cualquier manera que sea posible. Que Dios bendiga a Puerto Rico” , concluyó Monge.

image_print