21 de Septiembre de 2019

Pawmily: educando mascotas y a sus dueños

Por el 30 de Abril de 2017

La academia para perros Pawmily, guiada por el significado distintivo de su nombre –“paw” por los canes que atiende, combinado con “family”– se propone cumplir un propósito más urgente que solo buscar corregir comportamientos erráticos en los perros: la educación de los niños en la isla.

El fundador y entrenador principal de Pawmily, Yoaciel Cristóbal, compartió con CB en Español su deseo de llegar a la juventud puertorriqueña a través de su programa y la compañía de sus perros, para inculcar una cultura de respeto, cuidado y aprecio hacia el mejor amigo del hombre.

Además de ofrecer una serie de servicios dirigidos a atender perros alrededor de toda la isla –desde Ponce hasta Fajardo–, Pawmily ha implementado una campaña enfocada en los niños de grados elementales en las escuelas públicas y privadas, sobre las maneras adecuadas en que se debe tratar a un perro.

El fundador y entrenador principal de Pawmily, Yoaciel Cristóbal. (Yoel Parrilla/CB)

El fundador y entrenador principal de Pawmily, Yoaciel Cristóbal. (Yoel Parrilla/CB)

“Hay que educar y concientizar. Yo me siento bien responsable de que todos los niños sepan que estos son animales que hay que querer y hay que atender. Que pueden lastimar, pero que tú los puedes lastimar también. Estamos concentrados en educar”, destacó Cristóbal.

Durante las charlas interactivas, los niños pueden participar de juegos para ganar diversos premios y disfrutar de un acercamiento directo con los perros que acompañan al entrenador de canes. De la mano de Pet Friendly Puerto Rico, Pawmily también visita los distintos negocios interesados en convertirse en un espacio amigable para mascotas.

Pawmily fue fundada por Cristóbal hace cerca de dos años, cuando el joven amante de los perros decidió renunciar a su trabajo como entrenador en la tienda PetSmart para brindar un servicio más completo, luego de identificar la necesidad de ofrecer más tiempo para ayudar a cada mascota.

Lo que inició como un espacio para rehabilitar perros con conductas intensas o insumisas, pronto pasó a convertirse en un servicio integrado para mascotas con todo tipo de comportamiento. El campamento “fuerte, intenso y bien físico” dio un giro cuando otros amos pidieron a Cristóbal que también cuidara a sus perros, que no tenían problemas de actitud.

Casa Norberto y la visión de un empresario de libros

Ahora, luego de pasar varios meses laborando en varios albergues por tan solo $15 por cada día de arduo trabajo en espera de contar con el dinero suficiente para dar vida a su negocio, Cristóbal cuenta con un servicio completo que se ajusta a la necesidad de cada animal, desde tres guaguas tipo “vans” con capacidad de 25 perros cada una, hasta un hospedaje que mantiene en su hogar.

“Lo primero que hacemos en Pawmily es que yo voy a la casa y trabajamos lo que se tenga que trabajar. Luego, si es necesario, el perro entra en el Day Care o en el Day Camp”, explicó Cristóbal. Mientras el Day Care se enfoca en cuidar y ejercitar a la mascota durante el día, el Day Camp utiliza una estrategia más intensa para adiestrar y rehabilitar a cada can.

Según el entrenador principal de Pawmily, la clave para corregir los problemas de actitud a tiempo se encuentra en saber identificar las señales de cada perro, entre las que destacó su desdén a obedecer órdenes, la apatía hacia su dueño y su falta de atención. “Yo voy de acuerdo a lo que el perro esté necesitando”, destacó sobre el servicio personalizado que ofrece a cada cliente.

Para Cristóbal, “el target es Centroamérica y Suramérica”. El único entrenador de perros en Puerto Rico certificado por el destacado entrenador canino César Millán, espera convertir a Pawmily en el único centro en la isla enfocado en rehabilitar perros que necesiten ayuda extrema.

image_print

You must be logged in to post a comment Login