Presidente cameral radica medida para eliminar subcontralor electoral

El presidente de la Cámara de Representantes Carlos “Johnny” Méndez radicó esta tarde un proyecto de ley que propone eliminar la figura del subcontralor electoral, justo el día que decidió reconsiderar la confirmación del designado a este puesto Obed Rojas Hoffman.

El Proyecto de la Cámara 1148 del presidente cameral y de Jorge Navarro Suárez, radicado hoy a las 4:00 de la tarde, propone enmendar la Ley para la Fiscalización del Financiamiento de Campañas a fin de desligar la Oficina del Contralor Electoral de la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) y eliminar la figura del subcontralor electoral.

Asimisimo, la medida busca crear la “Junta Fiscalizadora de Donativos y Gastos”.

El presidente de la Cámara de Representantes Carlos “Johnny” Méndez radicó hoy una medida para eliminar el subcontralor electoral (Limarys Suárez/CB).

Según la exposición de motivos, la “Asamblea Legislativa entiende necesario enmendar la Ley 222, a los fines de proveer total autonomía a la Oficina del Comisionado Electoral, lo cual implica que, para lograr su propósito, sustituir la figura del subcontralor electoral -puesto que actualmente no está ocupado en propiedad- por dos contralores electorales auxiliares, quienes no podrán simpatizar con el mismo partido político”.

El proyecto sostiene que junto al director de la Oficina de Auditoría de Donativos y Gastos, esos dos contralores electorales auxiliares conformarán lo que se llamará la Junta Fiscalizadora de Donativos y Gastos.

“Esta Junta tendrá la función de recomendar al contralor electoral las acciones a tomar en asuntos relativos a los partidos, aspirantes, candidatos y los distintos comités bajo la jurisdicción de la Ley 222, incluyendo la imposición de multas administrativas, referidos a agencias con jurisdicción, aprobación de informes de auditoría, recomendar acciones correctivas, entre otros”, reza la exposición de motivos del proyecto que consiste en 42 páginas.

Se retracta la Cámara de la confirmación del subcontralor electoral

La medida sostiene que con el objetivo de ahorrar dinero al fisco, los contralores auxiliares no ocuparán puestos en la Oficina del Contralor Electoral ni devengarán sueldo o emolumentos por sus servicios, sino que ejercerán sus funciones a cambio de una dieta.

Dicha dieta será pagada por la Oficina del Contralor Electoral por cada sesión presencial que realicen para atender asuntos que le delegue el contralor electoral.

“El total de dietas pagadas a ambos, combinados, en un año podrá sobrepasar el 90% del salario que devenga el Contralor Electoral”, añade la exposición de motivos.

Esta noche, como parte del penúltimo día para aprobar medidas en la presente sesión ordinaria, se solicitó en la Cámara autorización para considerar la medida en o antes de mañana.