13 de Noviembre de 2018

Rosselló Nevares anuncia millonaria asignación de FEMA para la UPR

Por el 19 de Octubre de 2018
image_pdfimage_print

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares anunció el viernes, la asignación federal de $22.6 millones en fondos de Categoría B por parte de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, en inglés) para la Universidad de Puerto Rico.

Los fondos del Programa de Asistencia Pública de FEMA estarán destinados para cubrir las medidas de protección en emergencias para varios recintos de la Universidad de Puerto Rico.

Rosselló Nevares explicó que los fondos asignados se distribuirán de la siguiente manera: $6.8 millones para el Recinto de Mayagüez; $1.2 millones para el Recinto de Cayey; $7.7 millones para el Recinto de Río Piedras; y $6.9 millones para el Recinto de Ciencias Médicas.

Todos estos fondos podrán ser requisados por los diferentes componentes del sistema universitario una vez presenten la documentación requerida y cumplan con los requisitos aplicables.

“Esta asignación federal provee apoyo a la Universidad de Puerto Rico para que continúe recuperándose de los estragos de los huracanes Irma y María. Agradecemos el trabajo colaborativo de FEMA y el director ejecutivo de la Oficina Central de Recuperación, Reconstrucción, y Resiliencia (COR3) en la búsqueda de esta asignación”, sostuvo el primer ejecutivo en comunicación escrita.

Por su parte, el director ejecutivo de COR3, Omar Marrero, indicó que el reembolso a los recintos de la Universidad de Puerto Rico son el resultado del trabajo en conjunto entre el COR3 y FEMA.

“Además, es parte del compromiso del gobernador de que todos los recursos invertidos por las agencias instrumentales del Gobierno de Puerto Rico reciban el reembolso de FEMA según lo establece la ley federal y en cumplimiento con los requisitos federales establecidos”, señaló Marrero.

Añadió que “la prontitud en los reembolsos de fondos federales dependerá de la diligencia de cada agencia”.

Mencionó que el programa de Asistencia Pública de FEMA provee asistencia económica a los gobiernos estatales y municipales, a las agencias de gobierno y a ciertos tipos de organizaciones privadas sin fines de lucro para que puedan responder y recuperarse los más rápido posible ante una emergencia o desastre como lo fueron los huracanes Irma y María.

“Construir a Puerto Rico requiere la participación de todos los sectores y juntos tenemos la responsabilidad de trabajar para lograr la transformación de nuestra Isla para nuestras futuras generaciones”, concluyó Marrero.