12 de Agosto de 2020

Senado aprueba enmienda para que el PNP controle la Junta de Gobierno del CRIM

Por el 24 de Enero de 2017

A fin de poder implementar la política pública del gobernador Ricardo Rosselló Nevares en los municipios, el Senado aprobó ayer un proyecto que enmienda la ley del Centro de Recaudaciones de Ingresos Municipales (CRIM) para que los miembros de la Junta de Gobierno sean alcaldes que pertenezcan al partido que ganó las elecciones generales, en este caso el PNP.

“Es importante destacar que esta legislación permitirá que la aludida Junta de Gobierno del CRIM pueda implementar la visión y la política pública de la administración que recibió el favor del pueblo de Puerto Rico a través de lo más sagrado en una democracia: el mandato de liderar a través de los votos depositados en las urnas”, justificó el senador Miguel Romero, presidente de la Comisión senatorial de Gobierno.

Romero precisó durante su argumentación en el hemiciclo del Senado que la medida enmienda el Artículo 5, inciso A de la Ley del CRIM sobre la elección de alcaldes miembros de la Junta y lo que hace es establecer que los alcaldes “deberán permanecer al partido que hubiera ganado las elecciones generales inmediatamente precedentes y a la entidad representativa de la agrupación de alcaldes de dicho partido”.

Lee también: Senador popular denuncia intenciones del PNP en cambios a Ley del CRIM

La ley del CRIM establecía que los cinco alcaldes de los once miembros de la Junta de Gobierno del CRIM serían del partido que hubiese ganado el mayor número de municipios en las elecciones generales inmediatamente precedentes. En los pasados comicios, el PPD ganó 45 alcaldías del total de 78 municipios, por lo que tienen la mayoría.

“A través de esta legislación se pretende garantizar que la política pública de la actual administración pueda ser extendida a los asuntos que atañen las administraciones municipales, con el fin de lograr esfuerzos coordinados que tiendan al mejor funcionamiento y eficaz desempeño de nuestros municipios. Estamos conscientes que los tiempos que atravesamos en Puerto Rico requieren de unidad de propósito y de una visión que le devuelva la credibilidad al pueblo de Puerto Rico”, indicó Romero.

De inmediato, el senador del PPD, Aníbal José Torres, criticó la medida al tildarla de una “movida política para que el PNP pueda controlar la Junta de Gobierno del CRIM con alcaldes del PNP”.

“Lo que se pretende es asaltar la Junta de Gobierno del CRIM para que quede bajo el dominio del PNP. En pasadas administraciones esto se dejaba a discusión de los alcaldes. Deben ser los alcaldes los que decidan. Estamos revisando la medida a conveniencia política de lo que piensen los legisladores y no los alcaldes”, dijo Torres.

El exportavoz del Senado en el pasado cuatrienio agregó que con la aprobación de esta medida no se hace otra cosa que menospreciar el trabajo de los alcaldes a través del discurso político, que ahora dice que todos tienen que responder a la visión de la política pública del ejecutivo.

Lee también: Rosselló firma ley para extender impuesto a foráneas y otras medidas fiscales

“El pueblo escogió a los alcaldes y escogió a 45 alcaldes del PPD”, subrayó.

El actual portavoz de la minoría PPD en el Senado, Eduardo Bhatia, dijo que el proyecto lo que hace es que Puerto Rico regrese “al tiempo de la monarquía” y que ahora todo lo decidirá La Fortaleza.

“Eso es una poca vergüenza. El pueblo sabe que quien controla el CRIM son los alcaldes y votaron por 45 alcaldes populares. Esto no respeta la autonomía de los municipios. Están tomando por asalto el CRIM. Esto no es un buen gobierno para Puerto Rico”, señaló Bhatia.

En tanto, Juan Dalmau, senador de minoría del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), indicó que la enmienda es un ejercicio de “ejercer autoridad porque tengo la autoridad”.

“Lo más difícil es refrenarse y no ceder a la tentación de que como se tiene el poder se ejerce. Mi voto será en contra de la medida”, dijo Dalmau.

El senador independiente José Vargas Vidot se mostró inconforme que en el Senado se esté considerando este tipo de medida, pues es “una pelea que le quita seriedad, capacidad, determinación y posibilidades de que podamos levantarnos”.

Lee también: Advierten que empleados públicos que pasen a una APP perderán sus beneficios

“Esto es una garata superflua, banal, que sitúa la discusión en la parte de atrás de la casa, esto cansa al pueblo y resta seriedad a nuestra gestión. Esto es la tradicional forma de halar el poder de un sitio para otro mientras el pueblo se vuelve el nadie de los nadies, el ningunado, el que no se oye”, expresó Vargas Vidot.

Las enmiendas a la Ley del CRIM se aprobaron con 21 votos a favor, 8 en contra y con la abstención del senador independiente Vargas Vidot.

image_print

You must be logged in to post a comment Login