1 de Abril de 2020

Toman con pinzas suspensión obligatoria de relaciones filiales en casos de Ley 54

Por el 14 de Febrero de 2017

Un grupo de organizaciones que ofrecen ayuda a víctimas de violencia de género, así como la Policía de Puerto Rico, tomaron hoy con pinzas la propuesta de suspender obligatoriamente las relaciones paterno y materno filiales contra quien se emita una orden de protección dentro de la Ley 54 de Violencia Doméstica, así como eliminar todo elemento discrecional.

Aunque favorece el Proyecto de la Cámara 456, la superintendente de la Policía, Michelle Hernández de Fraley, sugirió durante la segunda vista pública de las enmiendas a la Ley 54 que se reduzca de tres meses a 30 días el periodo en el que se suspenden las relaciones paterno o materno filiales contra la parte agresora, mientras se da el análisis correspondiente de los profesionales que evalúan el bienestar de los menores.

Por su parte, la coordinadora general de Paz para la Mujer, Vilma González, favoreció la propuesta, siempre y cuando se enmiende y elimine la disposición “que penaliza las órdenes de protección solicitadas con el solo propósito de suspender las relaciones filiales maliciosa o frívolamente”. 

Esta es la segunda vista pública en la que se discuten un grupo de enmiendas a la Ley 54 de Violencia Doméstica, entre las que está suspender las relaciones paterno o materno filiales cuando se expiden órdenes de protección. Hoy estuvieron presentes la procuradora de las Mujeres y la superintendente de la Policía, entre otros. (Cindy Burgos/CB)

Esta es la segunda vista pública en la que se discuten un grupo de enmiendas a la Ley 54 de Violencia Doméstica, entre las que está suspender las relaciones paterno o materno filiales cuando se expiden órdenes de protección. Hoy estuvieron presentes la procuradora de las Mujeres y la superintendente de la Policía, entre otros. (Cindy Burgos/CB)

Lee también: Senado convoca cumbre contra la violencia doméstica

González explicó que esta disposición fue propuesta para la Ley 54 en 1989, pero se rechazó debido a que “muchos tribunales no contemplan la complejidad de los casos de violencia de genero y confunden los mecanismos de resistencia de las víctimas o la defensa propia, con violencia recíproca”. Agregó que la disposición podría desincentivar a que víctimas soliciten órdenes de protección, poniendo en riesgo su vida y la de los menores involucrados.

Mientras tanto, la presidenta de la Red de Albergues de Violencia Doméstica, Vilmarie Rivera, insistió en la necesidad de que se suspendan las relaciones paterno o materno filiales en los casos en que las víctimas solicitan albergue, como se establece actualmente en la Ley 54. Afirmó que, en estos casos, se pone en riesgo la seguridad de los participantes si se restablecen ciertas relaciones filiales, además que redundará en cargas económicas adicionales para los albergues.

Rivera recomendó que se establezca por ley que la parte agresora tiene que tomar ayuda profesional y otorgar una compensación económica a su víctima. También insistió en la capacitación de los policías, algo que la superintendente dijo que está en proceso.

Lee también: Justicia ratifica apoyo a enmiendas a Ley 54 de Violencia Doméstica

Fue Lisdel Flores, directora del Hogar Ruth, quien expresó preocupación con que se elimine el elemento discrecional y se establezca como mandatorio suspender las relaciones paterno y materno filiales en medio de órdenes de protección, por lo cual recomendó que se establezcan ciertas circunstancias para hacerlo. 

Se eliminaría obligatoriamente la relación paterno o materno filial solo en casos: en que la víctima está en un albergue, cuando el hecho de violencia ocurre frente a los menores, si hubo una amenaza de muerte, si hubo una violación a la restricción de libertad o una agresión sexual contra la víctima, si la parte peticionada posee armas de fuego, ha habido más de una orden de protección, hay abuso de sustancias controladas o alcohol.

image_print

You must be logged in to post a comment Login